Abogados de cuello blanco DC

 

Cuando se enfrenta a cargos por delitos de cuello blanco, necesita los mejores abogados de cuello blanco que DC tiene para ofrecer. Scrofano Law, PC está preparado para defender tu futuro.

Abogados de cuello blanco en DC

 

También conocido como crimen corporativo, el crimen de cuello blanco se refiere a un crimen no violento con motivación financiera cometido por empresas y funcionarios gubernamentales. Definido por primera vez por el sociólogo Edwin Sutherland en 1939, el delito de cuello blanco es cometido por una persona respetable y de alto estatus social. Por lo general, estos delitos pueden ser fraude, robo, esquemas Ponzi, soborno, extorsión, fraude de valores, fraude de atención médica, tráfico de información privilegiada, infracción de derechos de autor, delito cibernético, robo de identidad, lavado de dinero, malversación y falsificación.

La criminología moderna generalmente clasifica el tipo de delito por el tipo de delito, es decir, delitos económicos, delitos contra la propiedad o delitos corporativos como violaciones de las leyes ambientales, de salud y de seguridad. Algunos delitos sólo son posibles debido a la identidad del delincuente. Por ejemplo, el lavado de dinero requiere la participación de altos funcionarios bancarios. La Oficina Federal de Investigaciones (FBI) adoptó el enfoque estrecho, definiendo los delitos de cuello blanco como actos ilegales que se caracterizan por el engaño, la violación de la confianza, el encubrimiento y que no dependen de la amenaza de fuerza física o violencia.

Aunque se desconoce el verdadero alcance de los delitos de cuello blanco, el FBI y la Asociación de Examinadores de Fraude Certificados estiman que oscila entre $300 y $660 mil millones anuales. Este tipo de delito también se puede clasificar por el tipo de delincuente, su clase social o nivel socioeconómico alto, su ocupación o titulación académica. Se cree que la forma principal en que un crimen difiere de otro es en los antecedentes y las características de sus perpetradores. Además, el delito puede clasificarse por la cultura organizacional en lugar del delincuente.

Estas características hacen que sea especialmente difícil defender un caso de delitos de cuello blanco en DC por su cuenta. Si enfrenta cargos por delitos de cuello blanco en Washington, DC o sus alrededores, comuníquese con abogados de cuello blanco en DC de Scrofano Law, PC para obtener asesoramiento y defensa de expertos.

Abogado penalista de cuello blanco

 

Puede creer que los delitos de cuello blanco como el fraude no importan porque “todo el mundo lo hace”, pero la verdad es que si lo descubren cometiendo estos delitos, podría enfrentar cargos penales. Si está cometiendo malversación de fondos a través de una agencia federal, podría enfrentar cargos federales graves por malversación de fondos.

Para evitar cargos relacionados con delitos de cuello blanco, el mejor curso de acción es no cometerlos. Desafortunadamente, el sistema de justicia tiene sus fallas. Si enfrenta cargos por estos delitos, lo mejor que puede hacer es buscar un abogado defensor penal de Washington, DC de buena reputación que tenga mucha experiencia en las áreas de práctica de delitos de cuello blanco. Construir una defensa criminal estratégica con un abogado penalista de DC puede protegerlo contra una posible condena.

 

Bufete de abogados de cuello blanco

 

El derecho de cuello blanco es un área específica de práctica que implica investigación, redacción, desarrollo fáctico, argumentación y contacto con el cliente. La mayoría de este tipo de delitos son investigados y procesados ​​por agencias federales, por lo que nuestros abogados de defensa criminal de cuello blanco están preparados para ir a los tribunales contra el gobierno y ayudar a nuestros clientes a través de investigaciones gubernamentales, problemas de cumplimiento y juicios.

La realización de investigaciones constituye una parte sustancial del trabajo realizado por nuestros abogados de cuello blanco. Las investigaciones internas pueden involucrar la redacción e implementación de políticas de investigación y la gestión de expectativas regulatorias por parte del gobierno. Nuestros expertos legales también responden a las denuncias de denunciantes. Como abogados defensores penales de cuello blanco, la mayor parte de nuestro trabajo implica garantizar que las políticas y protocolos corporativos estén alineados con las regulaciones y políticas del gobierno.

Delitos corporativos de cuello blanco frente a otros delitos

 

Quizás se pregunte cuál es la diferencia legal entre los delitos de cuello blanco y otros delitos similares. También puede preguntarse cómo los delitos de cuello blanco difieren en el ámbito legal de los delitos de cuello azul. Simplemente, el tipo de delito cometido depende de lo que esté disponible para el delincuente potencial. Aquellos empleados en ambientes de baja calificación generalmente tienen menos oportunidades de explotar a otros que aquellos que trabajan donde ocurren grandes transacciones financieras. Los delitos de cuello azul atraen una atención policial más activa, como el hurto en tiendas o el vandalismo.

Por el contrario, los empleados administrativos pueden incorporar comportamientos legítimos y delictivos, lo que los hace menos obvios cuando cometen un delito. Mientras que un delito de cuello azul probablemente utilizará la fuerza física, un delito de cuello blanco implica más confidencialidad para proteger a los accionistas. Se estima que la mayoría de los delitos de cuello blanco en Washington, DC no se detectan ni se denuncian.

También puede preguntarse en qué se diferencian los delitos de cuello blanco de los delitos corporativos. Por un lado, los delitos corporativos tienen que ver con la empresa en su conjunto. A menudo, el crimen beneficia a los inversionistas oa las personas de alto nivel. Los delitos de cuello blanco y los delitos corporativos son similares porque tienen lugar en el mundo de los negocios. Mientras que los delitos de cuello blanco benefician al individuo, los delitos corporativos benefician a la corporación, generalmente a los individuos de alto rango.

Un caso bien conocido de delitos de cuello blanco es ImClone, el caso de abuso de información privilegiada que tuvo lugar en los Estados Unidos. En diciembre de 2001, altos ejecutivos vendieron sus acciones en ImClone Systems, una empresa que fabrica un medicamento contra el cáncer. La SEC, o Comisión de Bolsa y Valores, investigó a varios ejecutivos de alto nivel ya Martha Stewart. Se llegó a un acuerdo en 2005.

La delincuencia de cuello blanco se diferencia de la delincuencia transnacional organizada en que la delincuencia transnacional tiene lugar entre jurisdicciones nacionales. Con los avances en el transporte y la tecnología de la información, la aplicación de la ley ha tenido que responder a la delincuencia a escala mundial. Ejemplos de esto son el lavado de dinero, el contrabando de drogas, el tráfico de personas, el tráfico ilegal de armas, los delitos cibernéticos y el terrorismo. Es difícil medir el crimen transnacional, pero se cree que sólo en 2009:

  •   El comercio ilícito alcanzó casi $ 780 mil millones.
  •   La falsificación y la piratería superaron el billón de dólares.
  •   El comercio mundial de drogas rondaba los 321.000 millones de dólares.

Los delitos corporativos de cuello blanco también difieren de los delitos ocupacionales. Las personas pueden cometer un delito durante el empleo, desde robar un lápiz hasta robar muebles o un automóvil. A saber, el robo y el fraude son las dos formas más comunes de delitos. El uso de información privilegiada también es un tipo de fraude de cuello blanco.

Los acusados ​​de cuello blanco tienen dificultades para demostrar su inocencia en el juicio, si es que van a juicio, a pesar de contar con la ayuda de un abogado penal federal de cuello blanco o un bufete de abogados de cuello blanco de Washington, DC. La mayoría de los casos penales federales, al menos el 97%, se resuelven con acuerdos de declaración de culpabilidad. Si el caso va a juicio, el 90% resulta en condenas. Según el FBI, los delitos de cuello blanco le cuestan a los Estados Unidos un estimado de $300 mil millones por año.  

Aunque normalmente se acusa a las personas, las empresas pueden ser sancionadas. Las penas por delitos de cuello blanco incluyen multas, detención domiciliaria (arresto domiciliario), confinamiento comunitario, restitución, pago de la acusación, decomisos, libertad supervisada y encarcelamiento. Las Directrices Federales de Sentencias sugieren una sentencia de prisión más larga cuando una víctima experimenta un daño financiero sustancial. Si el acusado asume la responsabilidad por el delito y colabora con la investigación, las sanciones pueden disminuir.

Cuando consulte a nuestros abogados defensores criminales de cuello blanco, exploraremos sus opciones legales, le informaremos sobre los derechos reservados para usted y construiremos una estrategia integral de defensa criminal para ayudarlo a volver a encarrilar su vida. Póngase en contacto con los abogados de Scrofano Law, PC en Washington, DC hoy para programar una consulta. 

¿NECESITA UN ABOGADO?

¡Nosotros peleamos por sus derechos!