Delito Federal de Traición

 

El delito federal de traición tiene consecuencias nefastas para los condenados. Para mejorar sus posibilidades de un resultado favorable, Llame hoy a Scrofano.

El Delito Federal de Traición: Qué Es Y de Qué Se Le Puede Acusar

 

La traición es un delito federal grave que conlleva consecuencias severas. Se define como traicionar al propio país o gobierno y se considera uno de los delitos más graves que una persona puede cometer. 

Este artículo examinará más de cerca lo que constituye traición, cómo una persona puede ser acusada de ello, y las penas potenciales que vienen con una condena. 

También exploraremos algunos ejemplos reales de traición y discutiremos cómo se ha procesado este delito en el pasado. Si usted es un ciudadano preocupado o un profesional en el campo legal, este artículo tiene como objetivo proporcionar una comprensión global de este tema complejo y crítico.

 

¿Qué Es la Traición Federal?

 

El delito federal de traición se define en 18 U.S. Code § 2381 como “Quien, debiendo lealtad a los Estados Unidos, levante la guerra contra ellos o se adhiera a sus enemigos, prestándoles ayuda y consuelo dentro de los Estados Unidos o en cualquier otro lugar, es culpable de traición y sufrirá la pena de muerte, o prisión y multa, e inhabilitación para ejercer cualquier cargo en los Estados Unidos”.

Esta traición federal es el único delito nombrado explícitamente en la Constitución de Estados Unidos. Se ha utilizado para imponer consecuencias penales por actividades que afectan a las fuerzas armadas desde antes de la Segunda Guerra Mundial.

El delito federal de traición requiere la prueba de dos elementos: que alguien haya cometido un acto manifiesto contra el gobierno de EE.UU. (como hacer la guerra, prestar ayuda o consuelo a un enemigo de EE.UU., o participar en cualquier forma de rebelión o conspiración sediciosa) y que debiera lealtad a EE.UU. en ese momento. 

¿Es la Traición Un Delito Federal?

 

Es importante señalar que la traición es un delito federal, lo que significa que es perseguido por el gobierno federal, no por los estados individuales. Esto se debe a que la traición se considera una traición a todo el país, no sólo a un estado. 

Para que una persona sea acusada de traición, debe haber actuado activamente y a sabiendas en detrimento de Estados Unidos o de su gobierno. Esto puede incluir ayudar e instigar a un enemigo del país o intentar derrocar al gobierno. 

 

La Ley de Traición en EE.UU.

 

Los procesamientos por traición han sido poco frecuentes a lo largo de la historia de Estados Unidos, sin que haya habido ninguno con éxito desde la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, los delitos relacionados, como la conspiración sediciosa, que se castiga en virtud de la Ley Federal de Conspiración, y el encubrimiento de traición, que implica no informar a las autoridades competentes del conocimiento de la traición, son punibles en virtud de la legislación federal. 

Las personas condenadas por traición en Estados Unidos pueden ser condenadas a muerte o a cadena perpetua, mientras que las condenadas por delitos relacionados en virtud de la Ley Federal de Conspiración pueden enfrentarse a sanciones penales menores.

Personas Acusadas de Traición

 

La traición es un delito federal grave, y sus consecuencias pueden ser severas. Como el único delito explícitamente descrito en la Constitución de los EE.UU., los cargos de traición pueden resultar en encarcelamiento e incluso la muerte. 

A lo largo de la historia, un número relativamente pequeño de personas han sido acusadas de traición en los Estados Unidos. Algunos ejemplos notables son:

  • Aaron Burr fue acusado de traición en 1807 por su participación en un supuesto complot para crear una nación independiente en el oeste de Estados Unidos. Fue absuelto de los cargos en 1807.

  • Benedict Arnold fue general del Ejército Continental durante la Guerra de la Independencia estadounidense. Fue acusado de traición en 1780 por su participación en un complot para entregar el fuerte de West Point a los británicos. Arnold nunca fue juzgado por traición, ya que huyó a territorio controlado por los británicos antes de ser detenido.

  • Julius y Ethel Rosenberg fueron acusados de traición en 1951 por su papel en el traspaso de secretos nucleares a la Unión Soviética. Fueron condenados a muerte y ejecutados en 1953.

  • Adam Gadahn fue acusado de traición en 2006 por su papel en la producción y difusión de vídeos de propaganda de Al Qaeda. Murió en un ataque estadounidense con aviones no tripulados en Pakistán en 2015.

Como ya se ha mencionado, la traición es un delito grave y está estrechamente definido y es difícil de probar; por lo tanto, rara vez se acusa.

¿Quién Puede Perseguir la Traición?

 

La traición es un delito federal, lo que significa que es perseguido por el gobierno federal, no por los estados individuales. El Departamento de Justicia (DOJ) persigue los delitos federales, incluida la traición. El DOJ está dirigido por el Fiscal General, nombrado por el Presidente y confirmado por el Senado.

Dentro del DOJ, la División Penal es responsable de supervisar la persecución de los delitos federales, incluida la traición. La División Penal tiene varias secciones, entre ellas la Sección de Contrainteligencia y Control de las Exportaciones (CES), que se encarga de investigar y perseguir los casos de divulgación autorizada de información clasificada, espionaje y otros delitos conexos, incluida la traición.

 

¿Cuáles Son Los 3 Elementos de la Traición?

 

El delito federal de traición es uno de los pocos delitos federales tipificados en la Constitución de Estados Unidos y sólo se ha utilizado un puñado de veces en la historia del país. Los tres elementos de la traición, tal como se definen en la Constitución de EE.UU., son:

  • Levantar la guerra contra Estados Unidos significa alzarse activamente en armas contra el gobierno o el ejército de Estados Unidos para derrocarlo.

  • Adherirse a los enemigos de Estados Unidos significa prestar ayuda y consuelo a un país u organización en guerra con Estados Unidos.

  • Prestar ayuda y consuelo a los enemigos de Estados Unidos significa proporcionar apoyo financiero, logístico o de otro tipo a un país u organización en guerra con Estados Unidos.

Es importante tener en cuenta que, para que una persona sea acusada de traición, debe haber llevado a cabo de forma activa y consciente acciones perjudiciales para Estados Unidos o su gobierno. Además, la definición de traición de la Constitución debe ser más estricta y fácil de probar.

¿Cuál Es El Castigo Por Traición en 2022?

 

El castigo por traición en Estados Unidos se define en el Código de Estados Unidos y está sujeto a cambios. Sin embargo, la traición se considera un delito grave castigado con la pena de muerte o cadena perpetua.

El castigo dependerá de las circunstancias del caso y de la discreción del juez. Es importante señalar que el gobierno federal no ha ejecutado a nadie por traición desde la Guerra Civil.

 

Contacte a Un Abogado Penalista Federal Para Obtener Ayuda

 

Si usted o un ser querido es acusado de traición a la patria, es importante tomar medidas inmediatas para proteger sus derechos. Una condena penal federal puede tener consecuencias graves y duraderas como una multa hasta de 1,000 , incluyendo largas penas de prisión, multas sustanciales y antecedentes penales.

Por eso es crucial ponerse en contacto con un abogado penalista federal con experiencia lo antes posible. Un abogado penalista federal cualificado puede guiarle a través del complejo proceso legal, proteger sus derechos y trabajar para lograr el mejor resultado posible en su caso.

Los abogados penalistas federales de Scrofano Law PC tienen el conocimiento, la experiencia y la habilidad para representarle en cualquier caso penal federal. Le proporcionaremos una comprensión completa de sus derechos y del sistema de justicia penal y construiremos la defensa más fuerte posible para su caso. Nuestros expertos trabajarán incansablemente para resolver su caso de la manera más favorable posible.

No espere más. Contáctenos hoy al 202-571-6607 o llene nuestro sencillo formulario en línea para programar una consulta con uno de nuestros abogados de defensa penal federal. Cuanto antes tome medidas, mejores serán sus posibilidades de lograr el mejor resultado posible en su caso.

NEED AN ATTORNEY?

We Fight for Your Rights!